lunes, 11 de julio de 2016

Portugal gana la primera Eurocopa de su historia gracias a las tácticas de Fernando Santos


Portugal llegaba a la final de la Eurocopa después de haber dejado muchas dudas en la fase de grupos y de recibir muchas críticas duras por parte de la prensa francesa porque su defensa había sido muy frágil en los 3 primeros partidos de la Eurocopa. Lo cierto es que la selección lusa no ha practicado un fútbol bonito, pero su seleccionador Fernando Santos ha hecho una labor extraordinaria como técnico. Después de superar la fase de grupos, Santos hizo un buen diagnóstico de la mala situación de su selección e hizo varios cambios en su once titular y en su forma de jugar, que fueron determinantes para que la selección lusa llegase a la final. En los últimos partidos, Portugal fue una selección pragmática, que estaba muy poco acostumbrada a llevar la iniciativa, le gustaba que en sus partidos pasasen muy pocas acciones y se encomendaba a todo lo que hacía Cristiano Ronaldo en el ataque. Desde los octavos de final hasta la final, Fernando Santos supo leer bien los partidos, interpretarlos a la perfección y encontrar las tácticas adecuadas para jugar cada encuentro. Lo cierto es que en la anterior edición de la Eurocopa de Ucrania y Polonia, Santos también enseñó sus buenas virtudes como técnico de Grecia y fue capaz de colocar a esta selección en los cuartos de final. Pero, esta Eurocopa ha supuesto la consagración definitiva de Fernando Santos, un entrenador humilde que se ha merecido este éxito que está viviendo en estos momentos.

Portugal jugó al inicio de este encuentro con el clásico sistema táctico 4-4-2 hasta la lesión de CR7. El once titular más importante de la historia del fútbol luso sería el formado por Rui Patricio en la puerta, Fonté y Pepe en el centro de la zaga, Cédric y Raphäel Guerrero jugaban como defensas laterales; William Carvalho, Joao Mário, Adrien Silva y Renato Sanches en el medio del campo y arriba para el gol estaban Cristiano Ronaldo y el nuevo fichaje del equipo de fútbol más laureado en la historia del fútbol de la Comunidad Valenciana, Nani
La anfitriona Francia, salía en esta final con el sistema táctico 4-2-3-1. Los hombres franceses que formaban el once de los bleus eran el portero Lloris, los defensas centrales Koscielny y Umtiti, los experimentados defensas laterales Sagna y Evra, los mediocentros Pogba y Matuidi, los volantes exteriores Payet y Sissoko, un futbolista que salió de la cantera de la Real Sociedad llamado Griezmann que jugó en este partido como mediapunta y el delantero centro gunner Olivier Giroud.

Era muy curioso ver cuál de ambas selecciones, iba a ser la que llevase la iniciativa del encuentro, ya que ambas selecciones no están acostumbradas a ser la selección que llevase la iniciativa del encuentro. Arrancó el partido y el equipo que salió con más ganas de marcar en los primeros 30 minutos fue Francia. Los franceses hicieron gala de un gran despliegue físico en ese periodo del tiempo del encuentro. Portugal aguantó bien los ataques de Francia en la primera parte aunque en los primeros 5 minutos la zaga portuguesa mostró mucho nervioso y eso se demostró con varios pases imprecisos que cometieron en la salida de balón.

La primera ocasión del partido la protagonizó en el minuto 4, el reciente fichaje del Valencia CF, Nani quien envió el balón fuera tras un centro de Cedric.

Cedric tuvo un partido muy difícil ya que Francia encontró un vía de profundidad en su juego en la banda izquierda, que Payet en la primera parte la aprovecho para poner muchos centros y hacer buenas asistencia y Coman más tarde en la segunda parte la aprovecharía para generar mucho daño a Portugal en ataque.
Sissoko respondió un minuto después a esa ocasión de Nani, con un disparo desde fuera del área.

En el minuto 9, Griezmann pudo marcar el primer gol del encuentro, con un remate de cabeza tras un pase de Payet, pero Rui Patricio con una buena parada evitó el gol de Francia.
Unos segundos más tarde, Rui Patricio volió a aparecer para parar un remate de cabeza de Giroud. Lo cierto es que Rui Patricio realizo una actuación épica y fue el mejor jugador del partido. Sus paradas evitaron muchos disparos de los bleus que podrían haber sido gol.

Ronaldo tras recibir una entrada dura de Payet, se lesionó. A pesar de la dureza de la entrada, Clattenburg no señaló ni tan siquiera falta. Lo cierto es que la actuación del árbitro en esta final fue muy mala. Además, este colegiado es muy polémico en la Premier League. De hecho, los aficionados del Everton recogieron firmas para que Clattenburg no pitase ningún partido del Everton tras una mala actuación suya en un duelo entre el Everton y Liverpool en 2007 y estuvo desde ese año hasta 2012, sin pitar ningún encuentro del Everton.

Ronaldo era muy consciente de la importancia que tenía este partido para la historia de Portugal y quiso seguir jugando todo lo que pudo pero esa entrada de Payet le causó estragos y tuvo que ser sustituido en el minuto 25. Entró Quaresma en su lugar que es un futbolista que dejó detalles de su buena calidad en el duelo ante Galés. En esa sustitución, Fernando Santos cambió el sistema táctico de Portugal. La selección lusa dejo de jugar con el sistema táctico 4-4-2 y empezó a usar el 4-5-1. Nani tras la salida de Ronaldo, se convirtió en el 9 de referencia de Portugal.

A pesar de la lesión de Ronaldo, Portugal intentó jugar al toque y atacar con más frecuencia la meta de Lloris con ocasiones de goles.

Olivier Giroud continuamente bajaba a recibir el balón y jugaba bien de espaldas a portería. El defensa lateral portugués Guerreiro mostró menor presencia en el ataque portugués que en el resto de partidos y eso que su aportación en el juego ofensivo es la mejor virtud de Guerreiro y es un defensa lateral que en esta Eurocopa continuamente ha realizado muchos centros.

Como ya he comentado antes, Francia en la primera parte había utilizado muchas veces la banda izquierda pero también le hacía daño a Portugal cuando sus futbolistas estaban en la banda diestra.
En el minuto 33, Sissoko realizó un disparo, tras un pase de Payet, que obligó a que Rui Patricio reaccionase con un paradón. El futbolista Sissoko, realizó un gran rendimiento a lo largo de todo el partido, hizo un gran despliegue físico, hizo buenas participaciones en el ataque de Francia y fue el mejor jugador de la selección francesa, en esta final.

A partir del minuto 35, Portugal empezó a ser más directa y más ofensiva. El problema de la selección lusa, es que le dejó mucha libertad a Payet y el jugador galo del West Ham, lo aprovechó para hacer buenas asistencias.

Laurent Koscielny y Umtiti a lo largo de los primeros 90 minutos hicieron un buen trabajo en defensa, realizaron buenas anticipaciones y mostraron mucha seguridad. En mi opinión, Umtiti jugó mejor que Koscielny, ya que el exfutbolista del Olympique de Lyon supo cerrar bien el segundo palo.

En el minuto 57, Deschamps hizo la primera sustitución de Francia en el partido. Payet se iba y entraba en su lugar, Coman. Payet ha ido de más a menos en esta Eurocopa, ofreció un buen rendimiento en la fase de grupos, pero más tarde sus actuaciones empezaron a empeorarse, porque quizás empezó a notar mucho el cansancio. En cambio, la entrada de Coman revolucionó a Francia, ya que fue un incordio para Portugal con sus asistencias y sus buenas apariciones en el ataque francés.

En los primeros 25 minutos de la segunda parte, ambas selecciones mostraron mucho miedo a perder. Lo cierto es que empezó a verse un escenario distinto al de la primera parte, ya que la primera mitad del encuentro fue muy movida y pasaron muchas cosas.

En el minuto 65, hubo una ocasión buena de Francia. Griezmann remataba de cabeza un centro de Coman, pero el balón se marchó fuera.

Lo cierto es que el ritmo del partido poco a  poco iba decayendo conforme pasaban los minutos de la segunda parte, quizás se notaba el cansancio de los futbolistas, sobretodo los de Francia, tras el gran esfuerzo que hicieron en la primera parte.

En el minuto 74, el gunner Giroud remata de cabeza un centro de Coman que lo paró el hombre del partido, Rui Patricio. 3 minutos después el protagonista de esa ocasión de Francia, se iba del encuentro, ya que fue sustituido por el delantero del Tigres UANL, Gignac. También, en ese instante del partido se produjo una sustitución en el bando portugués. Renato Sanches se iba y entraba Éder. Ese fue el cambio más acertado del partido, ya que el rendimiento de Sanches fue decepcionante y estuvo a años luz del rendimiento que hizo en el duelo ante Polonia y Éder por su parte se superó a sí mismo y demostró estar a la altura de la circunstancia histórica de la final de ayer. Con esta arriesgada sustitución, Santos manifestaba que su equipo iba a por todas en los instantes finales del partido.
En el minuto 79, un centro envenenado de Nani, lo despejó con la mano Lloris, después Quaresma aprovechó el rebote y disparó, pero Lloris agarró el balón.
4 minuto después, tuvimos una acción en la que participaron los dos mejores jugadores de la final. Sissoko hizo un gran disparo desde fuera del área, pero Rui Patricio reacionó con un paradón.

En el minuto 106, una decisión esperpéntica de Clattenburg, perjudicó a Francia. El árbitro inglés le sacó una tarjeta amarrilla a Koscielny, porque creyó que había tocado el balón con la mano, pero en realidad el gunner no tocó la pelota con la mano y quien sí que la toca fue Éder, quien tuvo su día de suerte por lo que se contará más adelante en el siguiente párrafo y se salvó de una tarjeta amarilla.

En el minuto 109, llegó el gol más importante de la historia del fútbol portugués que será recordado continuamente por los portugueses más futboleros. Joao Moutinho le pasó el balón a Éder y este realizó una buena diagonal desde el sector izquierdo del campo hasta el centro y realizó un disparó excelente desde fuera del área, que no pudo detener Hugo Lloris. Éder se convertía en el goleador de una final de la Eurocopa más sorprendente de la historia. Este delantero no hizo nada en los partidos que jugó en el Mundial 2014, el único gol que ha logrado en esta Eurocopa ha sido en la final y tuvo una sequía goleadora dramática desde abril de 2015 hasta febrero 2016, en la que el luso estuvo sin marcar un sólo gol en todos los partidos oficiales que disputó en ese periodo de tiempo.

Tras este gol inesperado que dejó mudos a los aficionados bleus de Saint Dennis, quienes estuvieron durante todo el partido animando sin cesar a su selección, Deschamps hizo todo lo que pudo para intentar empatar el encuentro. El seleccionador reaccionó con un cambio de talante ofensivo, en el que entraba el delantero red evil Martial y se marchaba Sissoko. No le quedaba otra opción a Deschamps que hacer una sustitución tan arriesgada como esta si no quería que todas las posibilidades de que Francia lograse su ansiada Eurocopa 2016, se esfumasen.
Desde el gol de Éder hasta el fin del encuentro, Portugal se replegó y Francia fue desesperadamente al ataque.

Pepe ofreció un buen rendimiento en las labores defensivas de Portugal a lo largo de toda la prórroga y ayer finalizó su buena participación en la Eurocopa 2016, ganando el trofeo merecidamente en la final, ese partido que él mismo lo definió en la rueda de prensa previa a este encuentro, como el partido más importante de su vida, lo ha finalizado siendo el MVP de la final según la UEFA .

Portugal ha logrado ganar su primera Eurocopa de la historia, sin practicar un fútbol estético, pero efectivo. Los portugueses ganaron de la misma forma, que ganó Grecia la Eurocopa de 2004. Han logrado resarcirse de esa mala experiencia, ganando a la anfitriona en la final y esto se lo deben en gran parte a Fernando Santos. Encima, el gol del triunfo de una selección que ha recibido unas críticas atroces lo ha marcado un futbolista como Éder, que desde que estuvo en el Mundial 2014, se ha dudado mucho de su nivel. Hoy, Éder y la selección portuguesa han callado a todos sus detractores y los han dejado retratados. En cambio, Francia no pudo ganar la Eurocopa en su propio país, como sí hizo en 1984, ante la selección española con un gol de Platini tras un horrible error del legendario exguardameta de la Real Sociedad, Arkonada. Pero, ayer los bleus, no tenían a Platini, ni tampoco a Luis Fernández en sus filas y han vivido un final inverso al de 1984. Sin lugar a dudas, esta final del año 2016, va a quedar en la memoria de la gran mayoría de aficionados que lo han visto hoy, por lo especial que ha sido.


Fuente de la imagen: www. noticias24.com 

2 comentarios:

futbollium dijo...

Para mí las claves de esta selección lusa han sido el liderazgo de Pepe en la defensa- y eso que en las semifinales no estuvo-, la aportación del joven Renato y el inspiradísimo Rui Patricio en momentos cruciales de lo partidos.

UN saludo

Futbolero 2011 dijo...

@Futbollium

Creo que en este comentario has destacado los yo creo que fueron los 3 jugadores más determinantes de Portugal en esta Eurocopa. Sin ellos, Portugal, quizás no la hubiera ganado. Un saludo y gracias por comentar.