miércoles, 1 de julio de 2015

Argentina arrolla a Paraguay




Hace algunas horas, se disputó este interesante duelo entre 2 de las selecciones más competitivas de Sudamérica. Parecía que iba a ser un choque muy igualado pero al final esto no fue así y fue dominado claramente por Argentina. Gerardo Martino, el DT argentino optó por utilizar la formación táctica 4-3-3 y alineó a Romero en la portería, a Otamendi y Demichelis en el centro de de la defensa, a Rojo y Zabaleta como defensas laterales; Mascherano, Biglia y Pastore en el medio del campo; Di Maria como extremo izquierdo; Messi como extremo derecho y Agüero como ariete. En cambio, Ramón Díaz el seleccionador de Paraguay utilizó el 4-4-2 como formación táctica y alineó a Villar en la portería, a Da Silva y Aguilar en el centro de la zaga, Bruno Valdez y Piris como defensas laterales; Victor Cáceres y Ortiz en el doble pivote; los desequilibrantes Derlis González y Edgar Benítez por las bandas; y a Haedo Valdez y Santa Cruz como delanteros centros.

Desde el comienzo, quedó claro que tipo de estilo de juego querían practicar ambas selecciones. Argentina intentaría ser la selección que dominaría la posesión del balón y la que quería llevar la iniciativa del partido, mientras que Paraguay iba a optar por ser una selección pragmática, directa, que intentaría dar un uso útil a sus contragolpes y haría una presión alta a su rival.

Paraguay en los primeros 10 minutos realizó algunos aproximamientos a la meta rival y Haedo Valdez se destacaba como uno de los hombres más importantes en el ataque paraguayo. Hubo un detalle curioso que llamó un poco la atención y fue la ubicación que a veces tenía Messi, cuando Argentina movía el balón. Messi a pesar de ser un extremo derecho a veces se ubicaba por el centro y en esta circunstancia dejaba el carril diestro libre para su compañero Pablo Zabaleta en pos de que él pudiera crear alguna superioridad por esa banda. Precisamente, fue el mencionado Messi uno de los 2 protagonistas principales del primer tanto de la selección albiceleste que se produjo a los 15 minutos. El futbolista del Barcelona, aprovecha una falta para realizar un centro que lo remató Rojo y el actual jugador del Manchester United se encargó de inaugurar el marcador.

En el minuto 26, uno de los mejores futbolistas paraguayos como es el habilidoso Derlis González empezó a sentir algunas molestias musculares y el seleccionador de Paraguay, se vió obligado a hacer la primera sustitución, en la que entró Raúl Bobadilla en sustitución de González. La salida de González, mermó bastante a la fase ofensiva de Paraguay ya que González, es un futbolista que desequilibra con sutileza a los zagueros rivales y Bobadilla no es tan desequilibrante como Derlis González. Justo después de que se hiciera esta sustitución, Argentina anotaba su segundo tanto del encuentro. Messi le ofreció una asistencia sublime a Pastore quien con un disparo con la pierna diestra hacia el 2 a 0 en el marcador. El actual jugador del PSG, merecía anotar ese gol porque Javier Pastore se mostró  como uno de los jugadores de tendencia ofensiva más importantes de Argentina. El futbolista argentino del PSG, realizó alguna ocasión peligrosa de gol antes de anotar este tanto y es un jugador que normalmente le pone un poco de pausa al juego de su selección cuando mueve el balón. Estos 2 últimos sucesos de este encuentro supusieron un jarro de agua fría para la selección guaraní ya que parecía que todo se ponía cuesta arriba para los paraguayos. Argentina no atacó excesivamente a Paraguay en los primeros 27 minutos pero supo rentabilizar muy bien sus ocasiones de gol.

Paraguay estaba viviendo unos minutos de pesadilla ya que pocos instantes después de la lesión de González y del segundo tanto del partido, se acumuló otro infortunio para los guaranís cuando el ariete Santa Cruz notaba unas molestias musculares que le obligaban a no seguir jugando. Ramón Díaz, hizo sus 2 primeras sustituciones en apenas 3 minutos. En su segunda sustitución, Barrios reemplazaba al lesionado Santa Cruz.

A pesar de las adversidades que sufrieron los guaranís en esta primera parte, fueron capaces de recortar distancias en el minuto 41, cuando supieron aprovechar un mal despeje de Otamendi que cabecea el defensa lateral Bruno Valdez para que posteriormente le llegue el balón a Lucas Barrios, quién dio un poco de esperanzas a los aficionados guaranís, haciendo el 2 a 1 en el marcador.

Argentina arrancó de buena forma la segunda parte. Nada más arrancar el segundo periodo de tiempo la selección albiceleste hace una buena jugada colectiva en la que Pastore le hace una buena asistencia a Di María quién se encargó de hacer el 3 a 1. Argentina siguió con su vendaval de fútbol ofensivo y en el minuto 53, se aprovechó de un error defensivo de Paraguay en el sector guaraní del campo, para montar un contragolpe rápido dirigido por Messi, que acaba en el segundo gol de Di María y por consiguiente, en el tanto que supone el 4 a 1 en el marcador.

En el minuto 55, Ramón Díaz decide realizar la última sustitución que podía hacer en todo lo que quedaba de partido. Oscar Romero entraba por Haedo Valdez. Romero entraba para aportar bastante dinamismo al ataque de su equipo y salía el exfutbolista del Hércules de Alicante, Haedo Valdez quién no tuvo una participación relevante en este duelo.

En el minuto 73, Argentina era muy superior a su rival y tenía el partido totalmente dominado. Por tanto, Gerardo Martino decidió darle un descanso a Javier Pastore, quién estaba jugando de forma sublime en este partido, para que el exfutbolista de Huracán, llegue en buena forma a la final ante Chile y le sustituyó Éver Banega. También otro futbolista importante al que decidió darle un descanso el seleccionador Martino fue el mediocampista de contención Javier Mascherano, quien fue sustituido por Gago en el 77´.

Argentina siguió demostrando su gran potencial en el ataque y a falta de 10 minutos para la conclusión del partido, Agüero remató de cabeza un centro de Di María para anotar el quinto tanto del encuentro. De esta forma, Agüero dejaba su huella en las estadísticas goleadoras de Argentina en este encuentro antes de irse sustituido por Higuaín. A pesar de la marcha del 9 titular argentino, siguió el festival de goles en la ciudad chilena de Concepción e Higuaín se encargaba de anotar el 6 a 1 definitivo en el marcador tras aprovechar una asistencia de Messi. El delantero del Napolés, nada más entrar en el terreno de juego y en el primer balón que tocó, tardó muy pocos segundos en sentir la agradable sensación de anotar un gol, esa que tantas veces ha sentido a lo largo de su buena trayectoria como goleador.

Al final, la selección albiceleste ganó con contundencia a la selección guaraní. Sin lugar a dudas, este partido se lo mereció la selección de Martino, que estuvo mucho mejor en la segunda parte que en la primera y en cambio su rival estuvo a merced de lo que hacía Argentina. En otros partidos a Argentina le faltó un poco de pegada, pero en este partido ante Paraguay ofreció una verdadera exhibición de efectividad goleadora. Los 3 atacantes argentinos más destacables fueron Pastore, Di María y Messi. Pastore ofreció asistencias de mucho nivel, Di María fue un puñal por la banda izquierda, hizo un doblete y ofreció un asistencia de gol. Con respecto a Messi aunque no marcó, se mostró muy presente en el ataque argentino sobretodo en la segunda parte y ofreció 3 asistencias de gol que fueron vitales para la victoria de su equipo. En el medio del campo argentino, Biglia, a pesar de que no llamó mucho la atención, ofreció buenos pases y creó algunas jugadas ofensivas muy buenas para su equipo. En la final, a Argentina le espera Chile en un partido que será muy reñido y en el que cualquier cosa puede ocurrir.
Fuente de la imagen: elimpulso.com

2 comentarios:

Nahuel Bargas dijo...

Superlativa actuación argentina, porque Paraguay no era un rival fácil. El equipo de Ramon Díaz tuvo también mala suerte con las lesiones.
Se espera por una gran final.
Saludos

McGovern 2011 dijo...

@Nahuel Bargas

Hacer una actuación de esta forma ante un rival como Paraguay eso es una clara demostración del enorme potencial de Argentina. Y con respecto a Ramón Diaz, lo cierto es que fue un auténtico sufrimiento lo que vivió ayer, pero habrá que ver si su selección logra resarcirse de esta goleada en el partido del tercer y cuarto puesto, ante Perú. Saludos.